sígueme :)

Tuesday, December 22, 2009

Capítulo 2: El Castigo

Ya se sentía el ruido de la sala de castigados, pero… esperen es la de música, perdón. Suenan exactamente igual ¿ok? Ya llegué, pero estaba vacío. Qué raro, siempre está lleno. Creo que soy la primera castigada, o tal vez me confundí de sala.
- Hola Claire – dijo Berta, la profesora, o cuidadora de los castigados.
- Hola Ber, ¿qué tal?
Y así comenzó nuestra conversación. Berta tenía 26 años, entonces nos entendíamos. Nos contábamos sobre experiencias, bueno yo no de amor, pero ella sí, y me decía que casi todos los chicos son idiotas, pero bueno…
Conversamos hasta que llego el chico de las manos suaves, Joe… que lindo es… ¡BABOSA! Cállate estúpida conciencia. No eres un huésped como en el libro de Stephenie Meyer el huésped, ¿o sí? ¡Chan, chan!
- Hola Berta…
- ¿Otro más? Es el segundo castigo que te dan en la semana Joe –dijo Berta algo preocupada. Es malo que te castiguen dos días a la semana, en mi cole al tercero te echan, bueno suspenden.
- Si… es complicado. – dije.
- ¿Te han suspendido ya? – preguntó Joe.
- Si… ¡qué! No, para nada… me refiero a estar castigado –qué vergüenza –es malo, muy malo y…
- Pero se pasa bien. –¿perdón? Me interrumpió el chico de mis sueños… ¡SÍ! ¿o no? No… eso no está bien.
Pasaron horas, e intentaba tratar de tener una linda conversación con Joe, pero es tan difícil. ¿De qué se suponía qué le debía hablar? Tenía que ser algo interesante, algo que le pusiera un tema y nunca terminara nuestra conversación, algo como… como… ¿CÓMO QUÉ?
- ¿Te gusta… venir… al cole?…¿Joe? –creí que tenía que ser interesante, pero me salen cosas tan bobas de mi boca y mente… aunque creo que mi corazón (qué cursi) dice que estuvo bien…
- Amm… creo que sí. ¿Por qué?
- No lo sé… curiosidad. –idiota, cómo digo cosas sin sentido, por qué es tan difícil hablarle al chico de tus sueños, si es tan fácil mirar todo lo que hace… a excepción de cosas personales, saben a lo que me refiero.
Al rato comenzamos a hablar de cosas que nos gustaban mutuamente, como de comida, colores… etc. Todo tan tierno… hasta qué… llegó su NOVIA.
- Hola guapo –dijo ella acariciando su cabello, al igual que su cara, con sus manos recién salidas de la manicura. Se llama ELLA en verdad, y se pronuncia ELA, pero da igual… italiana, rubia, alta, flaca… también eres acaso ¿90°, 60°, 90°?
- Hola… Ella, tenemos que hablar. –las palabras mágicas y crueles, las más crueles del mundo “TENEMOS QUE HABLAR”. Eso quiere decir “TENEMOS QUE TERMINAR”, en resumen, porque siempre cuando una pareja rompe se demoran años en decir TERMINAMOS, lo dicen en millones de palabras.
- Amm… Joe, ¿esto no es lo que creo verdad? –estaban fuera de la sala del… CASTIGO, conversando… estoy escuchando mientras.
- Lo siento, sé que te va a doler, pero no quiero que terminemos mal –¿lo ven? Exacto, están terminando.
- ¿Me… estás… ter…terminan…? –sí niña, te terminan.
- Sí, terminando. Perdón, ya no me gustas, ya no siento lo mismo. –la esta lo quiso besar, pero Joe corrió la cara (OH POR DIOS). Bueno y después dijo algo más que no entendí, que era algo con la palabra “CHICA”.

2 comments:

Conchi said...

wajaja q rapido se enamora el chico

ANÓNIMO(NO SOMOS LA CONCHI Y LA GABY) said...

ooooooooo... q va a pasar!!!ta muy weno el blog arancha, dema que no eres tu por quien la deja...no broma, pero siguete a ti misma paes


gaby